El mercado proyecta que podrían haber tocado piso, ya que las tasas largas subirían a nivel local e internacional.

 

¿Pensando en comprar una casa o un departamento?

Este sería el mejor momento del año para aquellos que buscan sacar un crédito hipotecario y que no alcanzaron a hacerlo el año pasado, cuando las tasas estuvieron en mínimos históricos tras alcanzar el 3,19% en agosto de 2017.

De hecho, el nivel que registraron en septiembre de 2018 no sería muy distinto a los mínimos históricos que registró el año pasado.

Según las últimas cifras del Banco Central (BC), las tasas promedio que los bancos entregan para financiar la compra de viviendas cerraron el tercer trimestre en su menor nivel desde septiembre del año pasado, llegando a 3,22% anual.

 

¿Cómo se explica la baja?

Según Martina Ogaz, de EuroAmerica, a nivel local las tasas largas tanto en UF como en pesos se han movido poco en los últimos días, ya que las variaciones se han observado en plazos más cortos.

Con este telón de fondo, Ogaz apuesta a que el leve movimiento a la baja que experimentaron las tasas promedio para financiar compra de viviendas se habría dado por un tema de competencia de la banca para aumentar participación de mercado, por ejemplo.

Con todo, las tasas de interés para créditos hipotecarios siguen profundizando la caída que han mostrado durante todo el año. Con el resultado de septiembre, acumulan un retroceso de 0,26 puntos porcentuales desde el 3,48% de diciembre de 2017.

De todas formas, no caerían por mucho más, ya que tanto las tasas locales como las internacionales comenzarían a subir, destaca Ogaz. Eso sí, se espera que sigan en niveles bajos hasta diciembre.

El fuerte retroceso que han mostrado las tasas hipotecarias, no obstante, se enfrenta al aumento que han mostrado los precios de las viviendas, los cuales seguirán al alza, según la Cámara Chilena de la Construcción.

“El precio de la vivienda ha ido subiendo en el tiempo, y ha crecido mucho más rápido de lo que crece el ingreso de las personas, por lo cual cada vez es más difícil tener ingresos para acceder a una“, dijo a El Pulso de los Negocios el gerente de estudios de la CChC, Javier Hurtado.

“Hay un tema estructural que hace que los precios suban, y que tiene que ver con que las ciudades han crecido, pero los planes reguladores de ciertas comunas se han estado congelando, para que no entre más gente, lo que hace que la oferta sea escasa y suba el precio”, agregó.

 

Consumo y comercial

Para los créditos de consumo la situación es distinta, pues en septiembre las tasas promedio que los bancos entregan para financiar este tipo de préstamos subieron a su mayor nivel desde febrero, llegando al 21,32% anual.

Es más, marcaron su mayor salto mensual desde febrero de 2015, ya que en septiembre anotaron un incremento de 0,86 puntos porcentuales mes contra mes.

En la vereda contraria se ubicaron las tasas para créditos comerciales, ya que según las mismas cifras del Banco Central, los tipos cayeron a su menor nivel desde julio de 2010 tras llegar a 5,98%, un retroceso de 0,34 puntos porcentuales en una comparación mes contra mes.

De hecho, justamente desde 2010 este tipo de tasas que entrega la banca no caían desde el 6%.